Liberté, Égalité, Fraternité


¡Hola Comilones!
Esta receta me viene que ni pintada por su origen ya que acabo de saber que tengo el título de grado superior aprobado gracias a la recuperación de francés!! Ahora ya sabéis que la receta viene de allí y es que Whole Kitchen en su Propuesta Dulce para el mes de junio nos invita a preparar un clásico de la cocina francesa: SAVARIN.
El pastel tiene forma de corona porque fue creado para un rey y aunque se han ido modificando la receta hasta la actual el echo de la forma no ha variado. Al ser de forma redondeada y llevar un almíbar, éste se distribuye mejor por todo el pastel y queda todo bien mojadito. La nata montada del centro y las frutas frescas de la decoración ayudan mucho a darle sabor, que sea mas vistoso y que esté muy bueno.
Estos son los ingredientes para la masa:

  • 250 gr. harina de repostería
  • 20 gr. levadura de panadero fresca (6 gr. si es seca)
  • 5 gr. de sal
  • 10 gr. de azúcar
  • 3 huevos
  • 50 gr. mantequilla derretida
  • 4-5 c/s leche
Los pasos a seguir son:

  1. Tamizamos la harina, añadimos la sal, la levadura seca (si es fresca la disolveremos antes con un poco de agua) y el azúcar. Mezclamos para que se reparta todo.
  2. Vertemos los huevos a los ingredientes secos, uno a uno y mezclando bien antes de añadir el siguiente.
  3. Agregamos la mantequilla derretida y seguimos mezclando, nos quedara una masa un poco espesa.
  4. Añadimos la leche, cucharada a cucharada, mezclando hasta obtener una masa homogénea y manejable.
  5. Con el molde Savarin engrasado verteremos la masa y cubriremos con un film. Dejamos reposar para que la levadura haga efecto y la masa doble su tamaño (me encanta ver como sube y sube).
  6. Una vez la masa a doblado su tamaño y con el horno pre-calentado a 190º la meteremos para que se haga durante 25-30 minutos.
El almíbar:

  • Piel de 1 naranja
  • Piel de 1 limón
  • 5 c/s de ron
  • 200 gr. azúcar
Cocción del almíbar:

  1. Ponemos todos los ingredientes en un cazo y llevamos a fuego medio durante unos 10 minutos.
  2. Una vez el azúcar se ha disuelto retiramos las pieles.
Ahora toca juntar el almíbar y el pastel así que mientras el Savarin se enfría dentro del molde nosotros verteremos el almíbar para que se empape todo.

Por último montaremos la nata que no tiene mucha complicación, 200 ml. de nata para montar, azúcar al gusto y a montar!

Montaje del plato:
  1. Colocamos en un plato el savarin ya empapado y frío.
  2. Llenamos el centro con la nata montada.
  3. Cubrimos con frutas frescas, en mi caso usé frutas del bosque. Creo que los colores le quedan muy bien y ahora son fáciles de encontrar.


Lo bueno de este postre es que se puede adaptar a las estaciones gracias a los complementos como las frutas.

Espero que lo probéis y ya me diréis que os ha parecido, en casa gustó mucho y mas después de confundir la harina normal con la de repostería... no os recomiendo nada el cambio, parecía una piedra! Que susto me llevé hasta que descubrí el error jejeje.


6 comentarios:

  1. Mmmmmm que ricoooo!
    Y vaya MORAS!!!! *_____*

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, las moras ocupan casi más que el pastel, querían ser las protas pero no lo consiguieron del todo ;)

      Eliminar
  2. Que bonito y variado te quedó el savarin con esas frutas!!!

    Un besito,
    Sandra von Cake

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias! La verdad, una vez todo colocado me dio pena cortarlo, pero estaba tan bueno que se me olvidó pronto jejeje :)

      Un beso!

      Eliminar
  3. bff..llevar-te i veure això..xDD
    Carlota fes més fotos del making of de les receptes! :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En tinc, pero el pc em feia el tonto i vaig anar rapid.. per la propera tindrás fotos, moltes fotos ;)

      Eliminar

Que opinas, te atreves con ella? Si yo he podido cualquiera puede :)